Tecnología de sensores para líquidos

Detección del nivel de combustible y detección de líquidos

Los fabricantes de vehículos están desarrollando continuamente nuevas carrocerías de vehículos que desafían la funcionalidad de los dispositivos para depósitos de combustible tradicionales. La "tecnología de flotador de inodoro" actual depende de un flotador mecánico y un brazo, propenso a dañarse y a inexactitudes. Para proporcionar mejor precisión, la nueva tecnología de detección totalmente eléctrica del nivel de combustible de Schrader mide el volumen de combustible enviando una señal de radiofrecuencia (RF) dentro del depósito de combustible, creando así una lectura más precisa y exacta. Esta nueva tecnología no tiene piezas móviles que fallen o provoquen errores.

“En los vehículos modernos, uno de los componentes que menos ha cambiado desde su diseño inicial es el sensor del nivel de combustible. Incluso antes de que se ‘electrificara’ el sensor de nivel de combustible era un simple flotador mecánico que movía una aguja en un indicador, marcando el nivel de combustible en el depósito. Los nuevos sensores de nivel de combustible completamente eléctricos han cambiado el juego por completo”, indica Carl Wacker, vicepresidente de ventas y marketing de Schrader Electronics.

A diferencia del combustible, otras aplicaciones de líquidos, como depósitos de agua, urea y botellas de limpiaparabrisas corren el riesgo de congelación en climas más fríos, lo que produciría la inmovilización de los brazos flotantes mecánicos e impediría las lecturas correctas. Por contra, los sensores de líquidos de Schrader no se ven afectados por la congelación de los fluidos, y por tanto facilitan a los motoristas niveles de fluidos activos y precisos en cualquier tiempo.

Sensores Flex-Fuel

Durante las últimas décadas los vehículos de combustibles ecológicos han incrementado en popularidad debido a su positivo impacto medioambiental y alto rendimiento en kilómetros por litro de combustible. Los sensores Flex-Fuel de Schrader utilizan una técnica patentada que detecta las propiedades eléctricas esenciales del combustible, incluidas las concentraciones de etanol de las mezclas de combustibles ecológicos. El sensor puede proporcionar con precisión esta información directamente a los sistemas de control del motor en tiempo real. Además, debido a que el combustible alto etanol combustiona a diferentes temperaturas y tasas que la gasolina de automoción habitual, el sensor permite a los sistemas de control del motor realizar ajustes dinámicos según cambien las concentraciones de etanol.

Utilizando el hecho de que el combustible en el depósito actúa como una carga eléctrica para un circuito resonante en serie, se emite una señal RF en el depósito de combustible. Nuestra innovadora antena direccional con software de compensación inteligente permite al sistema a proporcionar una salida lineal directamente proporcional al volumen de combustible del depósito.

COMPONENTES: Carcasa de plástico para montaje interno, tarjeta de circuito de radiofrecuencia (RF) y antena direccional.


    Presenta beneficios
    • Autodiagnóstico para un mantenimiento fácil
    • Detección de otros líquidos como agua, urea y residuos
    • Puede montarse de forma interna o externa permitiendo su uso con todos los depósitos de metal y plástico
    Propuesta de válvula
    • Elimina la problemática de las zonas muertas del depósito
    • Compatible con la tecnología actual del brazo flotador
    • El mercado abarca desde automóviles hasta caravanas
    Especificaciones técnicas
    • Para obtener más información, póngase en contacto con los ingenieros de Schrader por medio de "Ponerse en contacto con Schrader"